Etgar Keret. Decálogo de un escritor

Categoría (Consejos para escritores, General) por Manu de Ordoñana, Ana Merino y Ane Mayoz el 20-02-2018

Tags : , , , ,

Etgar Keret nació en Ramat Gan (Israel), el 20 de agosto de 1967. Es escritor de cuentos cortos, guionista de televisión y director de cine israelí y es el autor preferido de la juventud israelí. Ha publicado cuatro libros de relatos, una novela, tres cómics y un libro. Su obra ha sido traducida a dieciséis idiomas y ha merecido diversos premios literarios. Es profesor en la Universidad Ben-Gurión del Néguev en Beerseba y profesor adjunto en el departamento de Cine y Televisión de la Universidad de Tel Aviv.

1.- Asegúrate de que lo estás pasando bien. A los escritores les encanta presumir de lo duro que es el proceso creativo. Están mintiendo. No quieren admitir que se ganan la vida entreteniéndose. Escribir es una manera de vivir otra vida, muchas vidas, las vidas de multitud de personas diferentes a ti, pero vidas que son tuyas. Cada vez que te sientas a escribir y te enfrentes a la página en blanco, tienes la oportunidad de disfrutar creando mundos nuevos. Es divertido, genial, elegante. No dejes que nadie te diga lo contrario.

2.- Enamórate de tus personajes. Para que un personaje sea real, tiene que haber al menos una persona que sea capaz de enamorarse de él, de entenderlo, independientemente de lo que diga o haga. Eres el padre y la madre de los personajes que creas. Si tú no estás enamorado de ellos, nadie lo estará.

3.- No le debas nada a nadie. En la vida real, si no te portas bien, puedes acabar en la cárcel o en un psiquiátrico, pero en la literatura, todo vale. Si hay un personaje en tu historia que te atrae, bésalo. Si hay una alfombra que odias, quémala. Cuando se trata de escribir, puedes destruir planetas y derribar civilizaciones a golpe de teclado. Por eso, tu vecina de arriba no va a dejar de saludarte.

4.- Empieza siempre por la mitad. El principio de una historia es como el borde quemado de una tarta: es necesario, pero no alimenta.

5.- Procura ignorar el final. La curiosidad es una fuerza poderosa, no te dejes arrastrar por ella. Cuando vayas a escribir un relato, respeta el contexto y ten en cuenta las motivaciones de los personajes, pero adapta el final de la historia a los giros de la trama.

6.- No hagas algo porque “siempre ha sido así”. Párrafos, comillas, tipos de letra que se repiten cuando pasas de páginas… todo eso, son convenciones que están a tu servicio. Si no te gustan, olvídate de ellas. El hecho de que la literatura tenga unas reglas, no quiere decir que tengas que aplicarlas para escribir tu libro.

7.- Escribe como tú sabes hacerlo. Si intentas escribir como Nabokov, siempre habrá al menos una persona —cuyo nombre es Vladimir y apellido es Nabokov— que lo hará mejor que tú. Se trata de escribir como tú sabes, ahí tú serás siempre el campeón del mundo.

8.- Asegúrate de que estás sólo cuando escribes. Aunque escribir en una cafetería parezca romántico, tener a gente a tu alrededor te distraerá, aunque no te des cuenta. Cuando estás solo, puedes hablar contigo mismo y hurgarte la nariz sin que nadie se entre. Escribir es como hurgarte en la nariz y, cuando hay gente cerca, la tarea no resulta tan natural.

9.- Deja que te animen las personas a las que le gusta lo que escribes. Y trata de ignorar a los demás. Lo que tú escribas, no es para ellos. No te preocupes. Hay un montón de escritores en el mundo. Si buscan un poco, ya encontrarán alguno que les haga caso.

10.- Oye a todos, pero no escuches a nadie (excepto a mí). Escribir es un territorio privado. Nadie te va a enseñar a escribir, así como nadie te va a decir cómo tienes que hacer un café. Si alguien te da un consejo que parece bueno, pero no te convence, olvídalo. Puede que le sirva a otro, pero no a ti.

 

Escribe aquí tu comentario

Comentarios: