Mejorar un texto ePub con Sigil

Categoría (El libro digital, General, Publicar un libro) por Manu de Ordoñana el 09-01-2012

Tags : , , , , , , , , , , , , ,

Si has sido capaz de convertir el texto .doc de tu novela al formato .ePub y lo lees en tu libro electrónico, comprobarás que se han producido algunos erros en la traducción. Los más frecuentes son los siguientes:

  • El guión largo de diálogo se convierte en un símbolo irreconocible que hace difícil la lectura.
  • De vez en cuando, el sangrado se corre hacia la izquierda
  • Se produce un salto innecesario de línea en cada párrafo y al pasar de capítulo.
  • En algún caso, se produce un salto de línea dentro del párrafo.
  • Otras veces, un salto de página dejando en blanco la mitad de la precedente.
  • Las llamadas al pie de página se trasladan al final del libro, con lo cual pierden su valor.

Para corregir el texto, lo mejor es utilizar Sigil, el supereditor que (casi) nunca te fallará. Para hacerlo, tienes que descargar el ejecutable siguiendo las instrucciones que te dicta el asistente de Softonic, pinchando en “Descargas gratis”. Cuando termines, te preguntará si deseas ejecutar o guardar este archivo: Pinchar en “Ejecutar”. Luego pregunta: ¿Desea ejecutar este archivo: “Ejecutar”. Aparece un cuadro de descarga: Aceptar. Finalmente, te preguntará si quieres instalar la barra de herramientas Babylon, la última versión de Norton o algún otro programa. Mi consejo es desestimar todas las opciones  y pinchar “Siguiente”. Empieza la descarga. Al terminar, aparecerá “Welcome to the Sigil setup Wizard”. Pinchar botón “Next”. Surge una nueva ventana: Marcar “I accept the agreement” y pinchar botón “Next”. Y luego otra que te propone instalar de Sigil en la carpeta de Programas. Es lo recomendable, así que pinchas Next. Siguiente paso. Select components. No toques nada y pincha Next. Otra ventana: Select start Menu folder. No tocar y pinchar Next. Última ventana: “Ready to Install”, pinchar “Install”. Verás el avance de la instalación y cuando termina, pincha “Finish”. ¡Por fin! Ya tienes Sigil instalado en tu escritorio.

Ahora vas a arreglar el texto de tu novela. Pincha en el icono de Sigil para entrar en su interfaz: te encontrarás una configuración muy similar a la de un editor de textos tradicional. El único problema es que los mandos están en inglés. Por lo demás, la corrección del documento se hace sin gran dificultad, al menos los defectos habituales que solemos hacer en la redacción inicial. Si pretendes con­fec­cio­nar tex­tos de forma pro­fe­sio­nal, te será impres­cin­di­ble cono­cer CSS y HTML. Vamos allá:

Pincha en “File” y luego en “Open” para traer tu libro de la biblioteca Calibre en formato ePub. Verás que aparece la portada en la pantalla de tu ordenador. Ahora tienes que pinchar en “View” de la barra de herramientas y activar “Book Browser” para que te aparezca a la izquierda un desplegable de contenidos. Si no lo haces, sólo tendrás acceso a ver la portada o la primera página. Te sugiero que no utilices más que las tres primeras carpetas (Text, Sty­les e Ima­ges) y casi mejor, sólo la primera. Pincha para acceder a la portada (titlepage) o al texto (index). Y ahora, habilidad libre. Yo he llegado hasta ahí y me basta. Si quieres saber más o hacer virguerías, el asistente de Fran Ontanoya te ayudará: es sencillo de entender y, al final, hay una serie de respuestas del autor a los problemas más frecuentas que han planteado los usuarios. También te puede servir este enlace de Libro de Notas. En última instancia, el botón de ayuda “Help” a la derecha de la barra de instrucciones de Sigil te ilustrará, aunque está en inglés.

¡Ah! Al final, no te olvides de guardar los cambios realizados en el documento, para lo cual pincha de nuevo en “File” y luego en “Save”.

Convertir un texto Pdf a ePub

Categoría (El libro digital, General, Publicar un libro) por Manu de Ordoñana el 04-01-2012

Tags : , , , , , , , , , , , , ,

El formato PDF es el estándar más común para la creación de documentos digitales, por ser el más adecuado para el tratamiento de contenidos online que incluyan imágenes u otros elementos (gráficos, diagramas…) que requieran un diseño preciso. Es el formato ideal para leerlo en pantalla de ordenador, ya que el texto no se puede modificar, pero tiene el inconveniente de que su anchura no se adapta a la pantalla del e-reader, con lo cual plantea dificultades para su lectura en tal dispositivo.

Por el contrario, el formato ePub es el estándar recomendado para textos digitales que no incorporen muchas imágenes. El ePub está orientado a la publicación de textos ─no está pensado para soportar contenidos gráficos─ y es el formato idóneo para la lectura de libros electrónicos en un ebook. Vamos a ver pues cómo se convierte una novela en formato .pdf a formato .ePub para que pueda ser leída sin ninguna dificultad en cualquiera de los dispositivos de lectura que existen en el mercado.

Como decíamos en el artículo anterior, uno de los mejores convertidores de textos a formato .ePub es Calibre, un software libre que admite el formato de entrada .pdf y ofrece por defecto la salida en ePub ─.Lit y .Mobi, entre otros muchos─. Lo primero que tienes que hacer es descargarlo de forma gratuita. El proceso es un poco largo, pero sencillo: sólo tienes que aceptar la opción por defecto que ofrece la ventana de diálogo y al final guardar el ejecutable en el escritorio. Ya tienes el icono de Calibre visible en tu escritorio. Éstos son los pasos que tienes que dar:

1.- Abrir Calibre pinchando en el icono correspondiente.

2.- Arriba a la izquierda, pinchas en un icono rojo “Añadir libros”. Aparece una ventana que te permite buscar en tu ordenador el texto .pdf que quieres convertir. Lo seleccionas y así queda incorporado ala biblioteca Calibre con el dicho formato .pdf

3.- Ahora te vas al tercer icono de arriba en marrón “Convertir libros”. Te aparece una ventana en la que aparece el texto de tu libro. La primera página esla portada. La puedes cambiar, para lo cual pinchas en el icono de la derecha de la pestaña “Cambiar la imagen de portada”, buscas en tu ordenador la imagen que te conviene, pinchas y verás cómo te aparece en el recuadro de la derecha.

4.- A continuación, te vas a la derecha para introducir los metadatos: Título, editor, autor, orden del autor y editor.

5.- El formato de salida por defecto es ePub que aparece escrito en la pestaña de arriba (si lo prefieres, puedes seleccionar cualquiera de los que te ofrece el programa). Aceptar.

6.- Ya tienes tu libro instalado en la librería de Calibre con formato .ePub. Puedes abrirlo con “Pulse para leer”, en la columna de la derecha abajo o seleccionarlo en la librería.

7.- Seguramente verás que hay defectos y tendrás que corregirlos. Los más habituales son que el texto no está justificado, que el la conversión no ha respetado los tipos de letra, que hay descuadres o que el guión largo del diálogo se ha transformado en otro símbolo. Para arreglarlo, tendrás que apoyarte en el supereditor de ePUB que se llama Sigil. Pero esto lo veremos en el artículo siguiente.

8.- En cualquier momento, puedes modificar los datos previamente introducidos (por ejemplo la imagen de la portada), para los cual te vas al segundo icono de arriba “Editar metadatos” y haces los cambios que creas conveniente en la ventana que te ofrece.

9.- Ahora ya sólo te queda llevar el archivo recién creado en ePub al dispositivo de lectura que te convenga en cada caso, para lo cual seleccionas el libro en la biblioteca a Calibre, pinchas el botón derecho del ratón y eliges la opción deseada.

Para terminar, una recomendación: Procura no convertir a ePub desde PDF, casi nunca quedan bien. Si tu libro está en .doc, utiliza el procedimiento descrito en el artículo anterior. Y si está en .txt, lo puedes hacer directamente con Calibre. Te quedará mucho mejor.

El nuevo Kindle de Amazon

Categoría (El libro digital, General) por Manu de Ordoñana el 15-12-2011

Tags : , , , , , , , , , , , , ,

Si Amazon aterrizó en España el pasado 15 de septiembre con su tienda de objetos físicos, a finales de noviembre lo ha hecho con la de los virtuales. Al mismo tiempo, ha puesto en el mercado el nuevo Kindle, un moderno dispositivo de lectura inalámbrico, con wifi integrado y pantalla de tinta electrónica de 6 pulgadas, a un precio realmente competitivo: 99 € + 2,99 € de gastos de transporte, al que hay que añadir el de algún que otro accesorio. ¡Un bonito regalo de Navidad!

Es un artefacto que ha sido diseñado específicamente para la lectura de texto. La pantalla emplea tinta de verdad, de manera que la imagen parece una página tradicional que se puede leer en cualquier parte, sin reflejos, incluso a plena luz del día. Es cómodo y fácil de transportar, fino como una revista y más ligero que un libro de tapa blanda: pesa 170 gramos y cabe en cualquier bolsillo. Puede albergar hasta 1.400 libros, la descarga se realiza directamente al dispositivo sin necesidad de pasar por tu PC y el tiempo de descarga de un libro no llega al minuto. Es fácil de usar desde el primer día, no tienes que instalar ningún software ni sincronizarlo. Además incluye un diccionario que te permite buscar la definición del término que no conoces sin interrumpir la lectura.

Dispone de puerto USB 2.0 (conector micro-B), lo que supone una ventaja adicional para descargar textos de otras fuentes, con lo cual deja de ser un bazar hermético para que cada uno se busque la vida. Por el contrario, parece que no reconoce el formato de lectura ePub, ya que sólo acepta los siguientes formatos compatibles: Kindle (AZW), TXT, PDF, MOBI sin protección y PRC en su formato original, además de  HTML, DOC, DOCX, JPEG, GIF, PNG, BMP por conversión. Admite ocho tamaños de letra y tres estilos de fuente diferentes. Permite añadir notas con el teclado virtual que lleva incorporado, subrayar, recortar pasajes clave y marcar las páginas que te han gustado.

Pero lo más importante de todo es que ofrece una librería de casi un millón de e-books, de los cuales 1600 son gratis, entre ellos muchos de los clásicos. Si quieres hojear el libro y leer algún fragmento antes de comprarlo, lo puedes descargar de forma gratuita y decidir a continuación. Los libros que compres se almacenan automáticamente en tu biblioteca Amazon y puedes recuperarlos de forma gratuita en cualquier momento.

Nada que oponer pues a este nuevo dispositivo que reúne todos los requisitos técnicos que estábamos esperando. La única pega que puede encontrar Amazon es el precio de las descargas. En España, el precio de un libro es fijo y lo establece la editorial, a diferencia de EE.UU. y Reino Unido en que el precio es libre. El descuento máximo que permite la ley es del 5% para los dos formatos (papel y digital) lo que, de momento, impedirá a Amazon realizar esas campañas de promoción agresiva que caracterizan al gigante norteamericano. A eso habría que añadirle el problema del IVA: el libro en papel paga el 4% y la descarga electrónica, el 18%. Eso es la teoría, porque, en la práctica, seguro que Amazon se las arreglará para saltarse la norma, como ya ocurrió en Francia, donde la compañía fue acusada de tirar los precios de los libros digitales, desafiando la ley del precio fijo que también rige en el país galo.

Editorial Amarante. Una oportunidad para el escritor diletante

Categoría (El mundo del libro, General, Publicar un libro) por Manu de Ordoñana el 22-11-2011

Tags : , , , , , , , , , , , ,

Muchas editoriales en lengua castellana se han dado cuenta de las ventajas que ofrece publicar libros digitales. Otras se han creado nuevas con el mismo objeto ─hasta el diario “La Vanguardia” acaba de lanzar una─, con la particularidad de que la inversión que han tenido que realizar ha sido modesta, simplemente el desarrollo de un software bien organizado y de fácil manejo.

Este tipo de editoriales digitales representa una excelente oportunidad para que tú, escritor diletante, puedas publicar tu libro, ya que subirlo a su librería es totalmente gratuito. Ya hay varias que ofrecen este servicio en la actualidad y supongo que otras muchas van a aparecer en el próximo futuro.

Una de ellas, de reciente creación, es editorial Amarante, tan reciente que sólo ha incorporado a su librería ocho títulos de siete autores diferentes. Creo que es una buena ocasión para aprovechar esta etapa inicial, en la que no hay mucha competencia, para que tu libro aparezca en posiciones preferentes durante algún tiempo. El precio de la descarga es de 2,94 euros, salvo uno que cuesta 3,54 y otro 4,35. Desconozco el importe que reservan para el autor: quise enviar el original de mi novela “Árbol de sinople”, pero advertí que el género de novela histórica no coincide con su línea editorial.

Amarante apuesta definitiva y únicamente por el libro electrónico (ebook) de calidad, a buen precio y con el suficiente atractivo para hacer de su sello editorial un punto de referencia, ofreciendo todos los formatos de lectura y sin barreras. Su eslogan es “el libro es el contenido, no el continente

La editorial Amarante está presente en las principales librerías virtuales y distribuye sus ebooks a través de ibookstore, amabook, Barnes Noble, Kobo y otros más, así como a través de Smashwords para el Kindle y muy pronto, con Amazon. Comprar en la tienda de Amarante es muy rápido y bastante fácil. No necesitas registrarte. Te envían el ebook a tu email para que te lo descargues desde allí.

Si quieres publicar ti libro en Amarante, puedes enviar el texto a su dirección de correo electrónico editorialamarante@gmail.com, adjuntando tu curriculum literario y una breve sinopsis del libro. En función del género y del argumento, la editorial analiza si la obra coincide con su línea editorial y te contesta si lo acepta o lo rechaza. Les gusta la novela de misterio, el thriller, la novela negra, la novela oscura, la ciencia ficción y la literatura fantástica, es decir, todo lo que sea dejarse llevar por la imaginación y la fantasía en estado puro. No les gusta la novela histórica, ni la novela rosa.

El libro del futuro

Categoría (El libro digital, El mundo del libro, General) por Manu de Ordoñana el 29-10-2011

Tags : , , , , , , , , , , , ,

Por lo que leo en algunos sitios de la web especializados en artilugios de lectura electrónica, los expertos coinciden en señalar que los contenidos de los libros del futuro van a ser multifuncionales, es decir, van a ser capaces de ofrecer no sólo texto para ser leído, sino también imágenes fijas o cinéticas con texto agregado y música avenida al escenario del relato, a través de un juego sincronizado de palabras, movimiento y sonido ─la incorporación del olor es cuestión de tiempo─ capaz de brindar un nuevo panorama de ocio integrado estimulador de todos los sentidos.

Asi, cuando el autor nos presente a un personaje, el lector posará el dedo en el lugar en que está escrito su nombre y, automáticamente, aparecerá su imagen en la pantalla, incluso con un pie para describir sus rasgos, evitándose así un largo párrafo que muchos escritores prodigan y que la mayoría de los lectores pasamos por encima.

El recurso tiene enorme valor para muchas situaciones. Imaginaos que el autor quiere relatar una escena de cama ─aquí sí que es aplicable eso de que una imagen vale más que mil palabras─. Pues bien, cuando el dispositivo descubra que tus ojos están llegando a una determinada línea, la pantalla cambiará de formato y ofrecerá una grabación hecha en video, acompañada de una música de fondo, como si estuvieras en el cine viendo una película. Aun es más. Al parecer, existen artefactos que sabrán interpretar tu estado de ánimo para dar mayor o menor intensidad erótica a la escena.

Estos sistemas de visión artificial son capaces de escrutar tu rostro, detectar qué nivel de atención prestas a cada párrafo y deducir cual es el decorado que más te priva, para modificar el vocabulario, conducir la trama y llegar al desenlace que más adapta a tu talante, y también al talante de los demás lectores, con lo cual tendrán que albergar múltiples finales alternativos, como se hace en los videojuegos. Y esto no es ciencia ficción, ya existen experiencias de este tipo que incorporan texto adaptativo. Os sugiero que leáis el artículo que escribió Kevin Kelly en la revista Wired por él fundada: “Cómo serán los libros en el futuro”.

Me resulta difícil asimilar esta nueva concepción de lo que Kelly llama “hiperliteratura”. A mí me parece que el lector de hoy no quiere participar en ese juego de adaptaciones, no está interesado en decidir la trama, prefiere que el autor asuma esa responsabilidad y resuelva el conflicto con un argumento apropiado y una conclusión plausible.

Por otra parte, no creo yo que este formato pueda servir para proponer una obra seria, reflexiva, que te haga pensar, que te ayude a adquirir cultura, eso tan etéreo, tan difícil de definir, ese poso que te queda en el fondo cuando te olvidas de todo lo que has leído. Puede que sea útil para esa literatura trepidante que hoy se lleva, con personajes al límite, intrigas continuas, alta tensión y desenlace inesperado. Sí, es posible que sirva para eso.

El problema es que si este tipo de literatura ─o como quiera que se llame─ se impone, el ciudadano está abocado a perder poco a poco esos valores culturales que ayudan a consolidar una sociedad democrática y plural, a convertirse en ese ente no pensante y bien nutrido que tanto anhela la partitocracia de última generación. Sí, no lo dudes, nos quieren hacer idiotas… y lo peor es que lo están consiguiendo.

Portales para la venta de libros digitales

Categoría (Derechos de autor, El libro digital, El mundo del libro, General) por Manu de Ordoñana el 08-10-2011

Tags : , , , , , , , , , , , ,

Poco a poco empiezan a aparecer portales para la venta de libros digitales por Internet. El más reciente es librosinlibro.es, que se ha presentado en la Feria Internacional del Libro “Liber” celebrada esta semana en Madrid. El portal, creado por 13 editoriales, dispone de una librería de 70 títulos y espera llegar a 200 para fin de año. Al parecer, la desconfianza ha limitado la disponibilidad de títulos, a pesar de que la nueva plataforma paga al autor el 40% del precio de descarga, frente al 10% ─como máximo─ que percibe por la venta de un libro en papel. Es verdad que los que detentan los derechos de autor no se sienten protegidos: los títulos de este portal pueden descargarse cinco veces desde la web y copiarse indefinidamente en cualquier dispositivo de lectura.

Los editores tienen pánico cerval a la piratería. Mirad lo que declaró hace diez días a la agencia Efe, el presidente de la Federación de Gremios de Editores de España (FGEE), Antoni Comas: «Si no queremos que nos rompan la columna vertebral, como ha sucedido con la música, habrá que entrar en guerra con la piratería, tanto contra los piratas que cuelgan contenidos en internet como contra todos aquellos que piensan que la cultura es gratis. Pues no lo es», terminó su discurso con contundencia.

Esto se llama “visión de futuro”. Con posturas de este tipo, no me extraña que la industria de libro siga retrocediendo ─la CEGAL anunció hace poco que la venta en librerías había descendido un 6% en 2010─. No es fácil comprender por qué los empresarios del sector no se dan cuenta de la revolución que llega, que ya está aquí, que les va a arruinar el negocio, si no cambian de estrategia, si no reaccionan, si no se adaptan a los nuevos tiempos. El libro digital se va a imponer, pese a los románticos que todavía creemos aquello de que “todo tiempo pasado fue mejor”.

Sí, ya sé que el mercado del libro digital en España todavía sólo representa el 1% del negocio editorial. Pero eso se debe a varias causas que pronto encontrarán solución:

  • La escasa oferta de contenidos sufrirá una importante transformación con la llegada de los tres gigantes norteamericanos, amén de otros más pequeños que, a su vera, encontrarán un espacio, el nicho del especialista.
  • Las dificultades técnicas que encuentra el usuario para realizar sus descargas decrecerán con la mejora de la tecnología y el aprendizaje.
  • El alto precio del e-book se reducirá con el aumento de la competencia, para evitar la piratería generalizada, como ha ocurrido con la música.
  • Finalmente, estoy convencido que el precio de los dispositivos de lectura se recortará de forma notable en los próximos dos o tres años, para alcanzar un nivel no superior a los 100 €.

Cubiertos estos hitos, es muy posible que la demanda de libros digitales se dispare en un futuro próximo. Por eso, me he atrevido a considerar poco afortunadas las palabras de Antoni Comas. Si aceptas que el libro digital va a ganar la batalla, prepárate, adáptate: el peligro no está en la piratería, está en el precio. Si tienes que pagar 8-10 € por descargar un libro digital, no te extrañe que al usuario le entre la tentación de bajárselo gratis de la red: le parece un precio excesivo. Si lo encuentra a 2 €, es muy probable que la tentación será más efímera.

Por eso es esperanzador la aparición de portales como libriosinlibro.es, aunque todavía los precios que presenta están bastante por encima de esa cifra psicológica de los dos euros, de los cuales, alrededor de un 60% tendría que corresponder al autor, con lo cual su retribución sería equivalente.

El Mataburros. El puntido

Categoría (El Mataburros, General) por Manu de Ordoñana el 15-09-2011

Tags : , , , , , , , , , , , ,

El pasado 5 de septiembre, Charles de Batz nos propone la palabra “puntido” para debatir en el Mataburros. No niego que es la primera vez que la oigo.

El DRAE da la siguiente definición: En La Rioja, descansillo o meseta de las escaleras. El María Moliner dice lo mismo. En el diccionario panhispánico de dudas no figura y en el etimológico de Corominas, tampoco.

Rastreando la palabra en la web, he hallado varias alusiones a la palabra “puntido”: El nombre de una bodega en Laguardia (Rioja Alavesa); un mesón en Hontanas (Burgos); un barrio de la localidad cántabra de Prases; un polígono industrial en Viana (Navarra); un castro en el municipio de Arteixo (A Coruña).

Pero el resultado más interesante es el que he encontrado en el diccionario toponímico de Aibar (Navarra), en el que J. M. Iribarren da las siguientes acepciones a la palabra “puntido”:

  • Desagüe; salida de aguas sucias procedentes de trujales, bodegas etc.
  • Alcantarillado.
  • Sumidero para el desagüe de calles y plazas.
  • Albañal que, cubierto de tierra, se practica en una finca para dar salida al agua de los campos manantíos.

En su tercera acepción, el puntido es una palabra muy utilizada en la zona media de Navarra. Veamos lo que dice en su blog un vecino de Tafalla: “Cuando yo era chaval los municipales de Tafalla iban por las viejas calles tafallesas los días de lluvia abriendo los puntidos. Éstos eran muy parecidos al de la foto, pero tenían una argolla de la que se tiraba para abrirlos. Cuando hicieron las calles casi todos los puntidos desaparecieron aunque dejaron algunos de modo testimonial…”

He consultado el término con un buen amigo de Lerga que me ha dado la siguiente interpretación: El puntido es un drenaje que se hace en las fincas para evacuar el agua que se forma con la lluvia o por algún manantial que aflora a la superficie, para llevarla a la acequia que está en el límite, al río o al barranco. Es una conducción que puede tener hasta un kilómetro de longitud. Antes se hacía con tres piedras, dos laterales y una superior, sobre un cauce de tierra cubierta con piedra fina; ahora se hace con tubería de PVC poroso que permite la entrada del agua, pero no de la tierra. Los conejos y las liebres se suelen esconder en los puntidos cuando son acosados”.

Mi biblioteca

Categoría (El libro digital, General) por Manu de Ordoñana el 26-08-2011

Tags : , , , , , , , , , , , ,

Desde hace algún tiempo, los medios de comunicación no hacen más que airear el notable incremento que ha experimentado el mercado de libros digitales en todo el mundo, al mismo tiempo que acreditan el descenso de las ventas del libro en papel. Llegan a decir que, en Estados Unidos, el crecimiento del ebook es explosivo, se ha multiplicado por diez en los últimos tres años.

¿Será cierto que el libro en papel ha iniciado su agonía? Los que ya hemos recorrido buena parte del camino somos bastante más románticos que los que lo acaban de empezar. Me resisto a creer que estemos a punto de arrojar a la basura cosa tan sencilla, tan cómoda, tan fácil de utilizar.

Circula por la Red un vídeo descacharrante sobre la última novedad en materia de lectura, un producto caracterizado por no necesitar cables, circuitos ni baterías, utilizable en cualquier lugar, que puede ser escaneado ópticamente para ser registrado directamente por el cerebro; y cuyo nombre es Book (extraido del artículo “Nadie acabará con ellos”. El País. 24/04/2010).

Veo en otro lugar que el 47,8 por ciento de los españoles lee en soporte digital. Así será si así parece, pero mis observaciones de a pie me indican otra cosa. Si subes a un vagón de tren, a un autobús o a un avión, te vas encontrar con unas cuantas personas leyendo un libro, pero rara vez he visto a alguien con un e-reader en las manos.

Ya sé que, en el futuro, la lectura digital terminará por desplazar al libro en papel, pero no por eliminarlo. Pasará como con las cerillas, que no han desaparecido con la irrupción del encendedor. Quizá se mantenga la demanda de libros de tapa dura como un producto de calidad, incluso un objeto de lujo, para determinado tipo de publicaciones, mientras que la tapa blanda será la que tenga que competir con el ebook. Si los editores se ponen de acuerdo y le echan un poco de fantasía ─¿de sentido común?─, serán capaces de presentar ediciones de un nivel aceptable, a un precio razonable.

En igualdad de condiciones o casi, dudo mucho que el libro en papel tenga perdida la batalla. No hay que olvidar que lo digital evoluciona, que un ebook que compres a día de hoy, quizá no lo puedas visualizar con los dispositivos de mañana. El libro en papel es inmutable, resiste al paso del tiempo. Es además sensual, agradable a los sentidos. Tengo en mi casa una biblioteca con cerca de cinco mil volúmenes, aquí paso la mayor parte de mi tiempo de jubilado, aquí siento el placer de estar acompañado, aquí los libros me estimulan, me transfieren sus esencias, iluminan mi mente, me ayudan a ser feliz. Prometo que nunca los abandonaré… aunque dudo que mis hijos los conserven, cuando yo me vaya al otro lado a jugar al mus.

Manual de marketing y comunicación comercial

Categoría (General, Marketing para vender libros) por Manu de Ordoñana el 03-08-2011

Tags : , , , , , , , , , , , ,

El siguiente enlace te da acceso a un excelente trabajo titulado “Manual de marketing y comunicación comercial”, realizado por Antonio Leal, profesor de la Universidad de Cádiz, y María José Quero, profesora de la Universidad de Málaga. En él, los autores afirman que el sector cultural no debe ser considerado como un mercado más y te dan unas pautas para la aplicación de técnicas específicas de gestión que te pueden servir para vender tu libro.

Parte I. Gestión de marketing y comunicación de productos culturales. En estos capítulos iniciales se aborda el enfoque teórico del manual. Su finalidad es situar al lector en el contexto del marketing y la comunicación de productos culturales y aportarle los modelos y los conceptos básicos necesarios de esta disciplina. El sector cultural se caracteriza por la concurrencia de múltiples agentes en el proceso de creación de valor que constituye la gestión de cualquier producto cultural, y por este motivo se hace necesario analizar pormenorizadamente cada uno de ellos (público, competencia, proveedores/creadores, centros educativos, organismos públicos, relaciones internas y otras organizaciones) y aprender a diseñar las estrategias de gestión de dichas relaciones.

Parte II. Búsqueda de información y conocimiento del consumidor cultural. Un aspecto clave de la gestión de marketing en las organizaciones culturales se encuentra en conseguir instaurar un sistema de conexión con el entorno que permita a la organización ser lo más permeable posible a los cambios que puedan producirse, especialmente en el colectivo de los públicos (consumidores culturales) cuyo conocimiento reviste una especial importancia para el gestor cultural: cómo, cuándo, por qué se adquiere un producto cultural y qué factores inciden en el proceso de compra son algunos de los aspectos que podremos aprender en esta sección del manual.

Parte III. Gestión del producto cultural y de la comunicación cultural. Un buen gestor cultural ha de tener la habilidad de combinar el conocimiento de los públicos con una adecuada estrategia de gestión y posicionamiento de la marca en el mercado. Gestionar adecuadamente una marca constituye un valor importante para el consumidor, ya que le facilita la labor de búsqueda. Pero son muchas las cuestiones que se plantean en este ámbito: ¿cómo se diseña el producto?, ¿qué papel desempeña la marca en la gestión del producto cultural?, ¿qué tipos de estrategias podemos desarrollar?, ¿cuáles son más apropiadas para cada contexto? Estas son algunas de las cuestiones que se abordan.

Parte IV. Cultura empresarial a través de ejemplos. Para cerrar el manual, los autores ofrecen, desde una perspectiva práctica, cinco entrevistas a gestores culturales con el fin de introducir diferentes perspectivas de la gestión del marketing y la comunicación en organizaciones culturales, tanto del sector público como del privado.

Un lugar de encuentro para escritores diletantes

Categoría (El libro digital, General, Marketing para vender libros, Publicar un libro) por Manu de Ordoñana el 15-07-2011

Tags : , , , , , , , , , , , ,

A finales del año 2010, las ventas de libros electrónicos en Amazon habían superado a la de libros impresos. Durante ese año, se vendieron en el mundo 11 millones de dispositivos de lectura de libros electrónicos, de los que el 41,5 % fueron para Kindle de Amazon, al igual que se incrementó de forma paralela la  venta de libros electrónicos. Este es un fenómeno irreversible que se extiende por todo el mundo.

En Europa, el mercado ha tardado en despertar, pero ya crece a buen ritmo, tras haberse integrado los principales grupos editoriales para atraer esa demanda en continuo ascenso. En España, parece que las cosas van más despacio. El amante de las estadísticas encontrará abundante información en el artículo “Las plataformas de venta de libros electrónicos: modelos de negocio y estrategias de mercado”.

Por otra parte, la industria de los libros en papel ha sufrido un retroceso en los dos últimos años, que en 2011 puede llegar al 15%. En febrero de 2011, la cadena de librerías Borders, la segunda en importancia en Estados Unidos, se declaró en quiebra después de 40 años de existencia, a causa de la fuerte competencia de Internet y de la venta de libros electrónicos.

En varios artículos de este blog, he defendido que la irrupción del libro electrónico, más que una amenaza, es una oportunidad para el escritor diletante que aspira a coronarse con laurel (¿recordáis el caso de John Locke, un autor desconocido que ha logrado vender más de un millón de libros digitales en cinco meses?). El problema suele estar en la escasa formación que los escritores tenemos sobre el mundo de Internet y la dificultad que encontramos para seleccionar los canales que más convienen a la tipología de nuestra obra, una tarea que quizá podría desarrollar un agente literario o, mejor aún, un asesor literario educado en ese perfil, figura que todavía no existe en el mercado.

Porque se nota que, poco a poco, van apareciendo portales que ofrecen a los nuevos talentos la oportunidad de publicar de forma gratuita sus nuevas creaciones. Mientras llega alguien que sea capaz de darnos una visión global de la tal comunidad y nos ayude a preparar un plan de marketing para vender la novela que acabamos de escribir, me permito recomendarte una plataforma que tiene buen aspecto. Se trata de Literatura Nova, una red social creada por dos madrileños que te ofrece gratis dos tipos de servicio:

  • Si eres autor, podrás subir tu producción literaria, sea del tipo que sea, así como leer, descargar, comentar y votar los textos de tus colegas con los que podrás intercambiar opiniones.
  • Si eres lector, podrás leer, descargar y votar los textos que han subido el resto de usuarios.

Literatura Nova es un lugar de encuentro para escritores noveles que tratan de publicar sus textos y de ser leídos, y es también un lugar para lectores que quieran descubrir la literatura que existe más allá de las publicaciones tradicionales.

El anuncio es atractivo. Si te animas a correr la experiencia, cuéntanos cómo te ha ido. ¡Ánimo!

Página 2 de 41234