Orwell. 6 reglas para cuando falla el instinto

Categoría (Consejos para escritores, General) por Manu de Ordoñana, Ana Merino y Ane Mayoz el 15-07-2015

Tags : , , , ,

Eric Arthur Blair, más conocido como George Orwell, nació el 25 de junio de 1903 en La India y murió el 21 de enero de 1950 en Londres. Además de crítico literario y novelista, Orwell fue uno de los ensayistas más brillantes de su época, a favor de la justicia social y en contra de los totalitarismos nazi y estalinista. Sin embargo, es más conocido por sus dos novelas antiutópicas:
– “Rebelión en la granja” (1945) es una fábula mordaz sobre cómo el régimen soviético corrompe el socialismo.
– “1984” (1949), en la que describe una sociedad totalmente controlada por el estado totalitario, al que denomina “Gran Hermano.
Orwell, educado en Eton, participó en la Guerra Civil española para combatir al fascismo. Llegó a Barcelona en diciembre de 1936 y se afilió al POUM, partido de orientación trotskista. Estuvo luchando en el frente de Huesca hasta que fue herido y devuelto a Barcelona. Dejó escrita su experiencia de esta etapa de su vida en “Homenaje a Cataluña”, donde relata la represión de los sectores estalinistas del gobierno republicano contra los militantes del POUM. Read the rest of this entry »

Los personajes de una novela

Categoría (General, Taller literario) por Ana Merino y Ane Mayoz el 06-07-2015

Tags : , , , , ,

Los personajes dan sentido a todos los demás aspectos que conforman el relato. Son seres ficticios a los que hay que otorgar un nombre, un físico y una personalidad para que sean verosímiles.

Es posible inventar uno como si fuera la expresión de una realidad abstracta. Por ejemplo: paz, fraternidad… Así surge un personaje simbólico e interesa por el valor que encarna, no por su propia personalidad. Otra forma de crear un personaje es a través de la realidad externa. Esto es, siendo la reproducción fotográfica de un ser real o únicamente escogiendo unos rasgos que se toman de un determinado modelo. En ocasiones, el mismo autor aporta características propias de su personalidad al personaje de su historia (puede ser lo que no es y más o menos secretamente ambiciona). Read the rest of this entry »

Personajes secundarios

Categoría (El oficio de escribir, General) por Manu de Ordoñana, Ana Merino y Ane Mayoz el 25-06-2015

Tags : , , , , , ,

Los personajes, en toda historia, son el alma de la trama y, gracias a ellos, ésta se ancla en nuestra memoria. Existen personajes principales y otros que les acompañan y que, muchas veces, resultan inolvidables porque brillan con luz propia. Ahí están el tierno y entrañable Sancho Panza y el inigualable Watson.

“Yo veo a los personajes y los oigo desde antes de escribirlos; sin embargo, mientras los escribo veo cómo se convierten en seres vivos, con los que soy capaz de dormir y a los que recurro mucho tiempo después cuando necesito consuelo y quiero reírme o me urge alguien con quien echarme a llorar”.

Estas palabras de la escritora Ángeles Mastretta acerca de la creación de sus personajes, nos sirven también para hablar de la unión entre personaje-autor y personaje-lector. En definitiva, nos acercan a esa fusión que se genera tanto al ser creados como al ser leídos. La primera unión es evidente y la segunda la extraemos de estas palabras de Mastretta ya que el lector también convive con los personajes tras acabar de leer la novela, no los puede abandonar tan fácilmente. Read the rest of this entry »

Horacio Quiroga. Decálogo del perfecto cuentista

Categoría (Consejos para escritores, General) por Manu de Ordoñana, Ana Merino y Ane Mayoz el 14-06-2015

Tags : , , , , ,

Horacio Quiroga nació el 31 de diciembre de 1878 en Salto (Uruguay) y murió en Buenos Aires (Argentina), el  19 de febrero de 1937. Su vida giró alrededor de la muerte y culminó con su suicidio a los 58 años, tras ingerir un vaso de cianuro en el hospital de Clínicas de la ciudad de Buenos Aires, al saber que padecía cáncer de próstata. Las numerosas desgracias que hubo de soportar a lo largo de su vida le provocaron una cierta fascinación por el horror, las enfermedades y el sufrimiento, situaciones que luego trasladó a su obra, siendo la más emblemática “Cuentos de amor de locura y de muerte”.

Gran admirador de Edgar Allan Poe y Guy de Maupassant, escribió este “Decálogo del perfecto cuentista”, publicado por primera vez en la revista El Hogar de Buenos Aires, en julio de 1927. Está dirigido a los escritores jóvenes que se inician en el oficio y pregona un estilo económico y preciso, así como el uso de pocos adjetivos y una redacción sencilla y clara; a diferencia del lenguaje que él empleó, a menudo afectado y redundante, con profusión de adjetivos no imprescindibles y un vocabulario rebuscado. Aun así, está considerado como el maestro del cuento latinoamericano.

A continuación, transcribimos el célebre manual tal y como aparece en la primera edición del libro publicado en 1981 bajo el título “Cuentos” por la Biblioteca Ayacucho: Read the rest of this entry »

El punto de vista interno

Categoría (General, Taller literario) por Ana Merino y Ane Mayoz el 05-06-2015

Tags : , , , ,

El narrador interno se ubica dentro de la historia, interviene en ella y narra los hechos en primera persona, todo esto lo convierte en un personaje que forma parte de la historia que se cuenta. Desde el momento en que el narrador participa de la trama ya se da una aproximación mayor a la historia: aproximación de la historia al narrador, que la ofrece como algo personal, y aproximación al lector, que se transforma en un tú, en un interlocutor. Por lo tanto, la primera persona se utiliza con un fin muy claro: uno, acercar la historia y dos, implicar al lector en sus dudas e incertidumbres.

Si el narrador es un personaje de la historia, éste puede ser narrador protagonista o bien narrador testigo: Read the rest of this entry »

La subliteratura

Categoría (El libro y la lectura, General) por Manu de Ordoñana, Ana Merino y Ane Mayoz el 22-05-2015

Tags : , , , , ,

Frente a las preferencias de una clase media cada vez más numerosa que busca la lectura de libros que sólo pretenden divertir ─a los que se ha asignado la ominosa etiqueta de subliteratura─, se opone la opinión de los defensores de una alta literatura que ayuda al hombre a ser más libre y más tolerante. Es una controversia que quizás adolece de un defecto de partida, ya que antes habría que ponerse de acuerdo en lo que cada concepto representa.

Según el Diccionario Enciclopédico Ilustrado Sopena, la literatura tiene por definición la de ser un género de producciones del entendimiento humano que tienen por fin expresar lo bello por medio de la palabra escrita. El término sirve pues para vestir a los dos santos. Entonces, en lugar de hablar de alta y baja literatura, ¿no sería más correcto hablar de buena y mala literatura? Y aun así, ¿quién establece la diferencia y cuáles son los criterios para diferenciarlas? Read the rest of this entry »

Página 5 de 53« Primera...34567...102030...Última »